Un total de 175 expertos analizan en Vigo cómo reducir en hasta un 60% la factura del alumbrado público

Un total de 175 expertos participan hoy y mañana en el auditorio del Concello de Vigo en la primera edición de las Jornadas Técnicas Gallegas de Iluminación, organizadas por el Concello de Vigo, el Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia y la Agencia de Energía de Vigo (Faimevi).Unas jornadas que han sido inauguradas por el concejal de Fomento, David Regades; el vicedecano del Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia, Constantino García; y la coordinadora del departamento técnico de Faimevi, Ana Albo.


Constantino García ha agradecido la colaboración del Concello de Vigo a la hora de difundir las competencias de los ingenieros industriales en materia de ahorro y eficiencia energética, donde no sólo se encargan de temas de producción, desarrollo y fabricación, sino también de instalación y mantenimiento. García Ares ha destacado la importancia de la realización de auditorías energéticas en empresas y administraciones pues “aunque a veces se tiene una idea negativa sobre ellas, si queremos mejorar tenemos que medir lo que tenemos para poder así avanzar”.

En este sentido, ha asegurado que “las empresas gallegas que no mejoren su eficiencia energética, incorporando nuevas tecnologías y nuevos sistemas de gestión energética, acabarán teniendo que cerrar ya que tendrán menores rendimientos y mayores costes”. Finalmente, García Ares ha destacado la apuesta del Ayuntamiento de Vigo por la eficacia y el ahorro energético, que ha ejemplificado en “la aprobación de una nueva ordenanza municipal muy interesante”.

Ahorros del 60% 

Asimismo, Roberto Carlos González, delegado en Vigo del Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia y coordinador de estas jornadas, ha indicado que “bajando potencia instalada, utilizando nuevas tecnologías de la iluminación y sistemas de gestión energética es posible ahorrar hasta en un 60% la factura eléctrica de la iluminación pública de un Ayuntamiento gallego”. Entre los avances que permiten este ahorra figura la irrupción de la tecnología LED y la admisión de la contratación de empresas de servicios energéticos por parte de las administraciones públicas.

Unas luminarias con tecnología LED que han experimentado un crecimiento exponencial en los últimos cuatro años: si en el año 2008 representaban tan sólo el 7% del mercado, su evolución es tan significativa que los estudios aseguran que el 75% de la luz que consumiremos en 2020 procederá de luminarias con tecnología LED. Entre las ventajas que ofrece la tecnología LED frente a otras, Roberto Carlos González destaca “una alta calidad lumínica inalterable en el tiempo, menor consumo y una duración de hasta 100.000 horas”. Una cifra muy superior a las 24.000 horas de la lámpara de sodio, las 20.000 horas de un fluorescente o las 1.000 horas de una lámpara incandescente. Para los hogares, el delegado en Vigo del Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia apuesta por una combinación de luminarias de bajo consumo y lámparas LED.

Medio millón de ahorro en Vigo 

Por su parte, David Regades señaló que “la Administración tiene que ser ejemplarizante para el mundo privado” y destacó los avances en ahorro y eficiencia energética desarrollados por el Concello de Vigo: desde el mapa lumínico hasta la utilización de energías renovables en el alumbrado público (donde destacó que ya hay calles iluminadas con energía procedente de mini aerogeneradores y dos calles, Pintor Colmeiro y Menéndez Pelayo, que han incorporado paneles solares).

Regades indicó que estas medidas, unidas a otras como el apagado selectivo y luminarias más eficientes, suponen al Concello de Vigo “un ahorro del 10% sobre una factura de 5 millones de euros, lo que es un ahorro importante”. Además, adelantó que el objetivo es los próximos dos años es cambiar otros 8.000 puntos de luz.

El concejal de Fomento de Vigo señaló que las Jornadas Técnicas Gallegas de Iluminación se celebran en un momento en el que se está marcando un punto de inflexión en el consumo eléctrico: las empresas y las administraciones no pueden consumir más y necesitan reducir dichos consumos sin deteriorar la iluminación de las calles y empresas. “Es importante que tengamos un alumbrado más eficiente. Y bajar la iluminación de los viales por la noche es algo a seguir”, opinó David Regades, quien también apostó por dar entrada a empresas de servicios energéticos en las distintas administraciones públicas gallegas.

Precisamente, las Administraciones Públicas son las más representadas entre el público asistente a estas jornadas, en la que están anotados técnicos de ayuntamientos, de la Xunta, de Zona Franca de Vigo, de la Autoridad Portuaria de Vigo, así como representantes del mundo empresarial y de la Universidad.

Finalmente, Ana Albo, coordinadora del Departamento Técnico de Faimevi, indicó que estas jornadas son un “punto de encuentro para conocer las mejoras y avances en materia de eficiencia energética”, destacando que “la gestión de la iluminación pública es un tema muy importante en esta situación económica que atravesamos”.

Tecnología LED

En la primera ponencia de la mañana, Santiago Erice, director técnico de Philips-INDAL, ha ejemplificado los ahorros obtenidos al conjugar la tecnología LED con un sistema eficiente con sistemas de control autónomos y programables y sistemas de telegestión. “Cuanto más completa sea la solución, más ahorro lumínico y más control tendremos, por lo que mayor será el ahorro que consigamos”, concluyó.

Así, en las Torres KIO se consiguió un ahorro de 57.000 euros/año (un 80% menos); mientras que en el hospital de Logroño que consiguió un ahorro del 65%. También explicó que se comienza a utilizar la tecnología LED en túneles y viales, lo que produce importantes ahorros de hasta un 20% del consumo fijo, que se incrementa con un sistema de control específico por las noches. Una tecnología presente actualmente en los túneles de Bruc y Somosierra.

Sobre la tecnología LED, aseguró que su eficiencia lumínica está en los 111 lúmenes/watio, pero que se espera que en el 2020 se alcancen niveles de 200 lm/w. Además, destacó que no es una luz fría, sino que tiene todas las gamas de color y sus ópticas son muy eficientes. Los únicos escenarios para los que no serían aconsejables son los grandes estadios y zonas deportivas, donde siguen imponiéndose las lámparas de halogenuros metálicos.

Publicado
Categorías
Delegaciones
Etiquetas
Compartir