El Colegio de Ingenieros Industriales ofrece su colaboración al Concello de Santa Comba en materia de instalaciones, estructuras y energía

El delegado en Santiago del Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia (ICOIIG), Fernando Blanco, se ha reunido en la tarde/noche de ayer martes con el alcalde de Santa Comba, José Antonio Ucha, para presentarle institucionalmente el Colegio y ponerse a su disposición para cualquier tipo de consulta sobre instalaciones, estructuras y cualquier ámbito de la ingeniería industrial que les pueda afectar. Al contar con una formación generalista, el ingeniero industrial cubre áreas muy variadas: energía, mecánica, construcción, fabricación, electricidad, electrónica, transporte y logística, materiales, acústica, comunicaciones, homologación y propiedad industrial, medio ambiente, organización de la producción, certificación energética, gestión empresarial…

En este sentido, Fernando Blanco informó a José Antonio Ucha de la existencia de un convenio de colaboración entre el ICOIIG y la FEGAMP que permitiría que ingenieros industriales desempleados realizasen prácticas no laborales en ayuntamientos como Santa Comba. Unas prácticas de entre 3 y 6 meses que “permitirían dotar a Santa Comba de unos especialistas como los ingenieros industriales, que podrían aportar sus amplios conocimientos para contribuir al desarrollo del municipio y avanzar en la eficacia de la gestión del Concello”.
Así mismo, Fernando Blanco aprovechó la reunión para invitar al alcalde a participar en las V Xornadas de Enxeñería, Enerxía e Industria “Eficiencia enerxética e innovación”, que se celebrarán el próximo 28 de enero en el Hotel Peregrino de Santiago de Compostela. Ucha Velo mostró su interés por el evento, en el que prestigiosos profesionales debatirán sobre la innovación en el sector energético, y confirmó tanto su presencia como la de técnicos municipales en las jornadas.
Garantía de seguridad
Finalmente, Fernando Blanco informó al alcalde de Santa Comba sobre la figura del visado voluntario, una garantía de que el autor del proyecto tiene reconocidas las competencias para hacerlo y cuenta con un seguro de responsabilidad civil en vigor. “El visado voluntario es una garantía de seguridad para la ciudadanía, ya que garantiza que la persona que ha diseñado un proyecto posee los conocimientos necesarios para hacerlo y que cuenta con un seguro de responsabilidad civil para hacer frente a cualquier reclamación presente y futura, algo que las Administraciones no siempre pueden comprobar en todos y cada uno de los proyectos que se gestionan y que con el visado voluntario queda garantizado”, indicó Fernando Blanco.

En este sentido, el delegado del ICOIIG en Santiago indicó que la Ley 9/2013 do Emprendemento agiliza la implantación de actividades pero, al mismo tiempo, puede provocar la puesta en marcha de actividades industriales e instalaciones que no cumplan toda la legislación, ya que los controles son más relajados con respecto a la situación anterior. Por ello hizo hincapié en la necesidad de que ayuntamientos como el de Santa Comba conozcan que pueden dirigirse al Colegio para resolver sus dudas en cuanto a las atribuciones profesionales de los autores de los proyectos, garantizando así la seguridad de la obra y evitando el intrusismo profesional.
Publicado
Categorías
Delegaciones
Etiquetas
Compartir