El ICOIIG pide a los ayuntamientos que las barracas, atracciones y puestos de las fiestas de verano cumplan con la normativa de seguridad

Artículo publicado en La Voz de Galicia lunes 10 de julio en la sección Galicia del tercer periódico con más lectores de España.

¿Son seguras las fiestas de nuestros pueblos?

Antonio Lourés. Ingeniero Industrial. Colegiado del ICOIIG.

Se acerca el verano y Galicia entera se llenará de miles de fiestas, verbenas y espectáculos. Todos los municipios celebran eventos de lo más variopintos en esta época del año, desde una simple sardiñada a grandes festivales o verbenas. Cuando acudimos a una de estas fiestas populares, quizá no nos paramos a pensar en si las atracciones, escenarios, puestos de comida o hinchables cumplen con todos los protocolos y normas de seguridad. Quizá pensemos que para eso están los ayuntamientos y que alguien se encargará de supervisarlo todo. Pero todos los años nos quedamos perplejos ante accidentes en fiestas no autorizadas o no supervisadas por personal cualificado. Siempre se repite la misma historia: el artilugio en cuestión no cumplía con las condiciones de seguridad exigidas.

Posiblemente, si supiéramos que las fiestas no cumplen las condiciones de seguridad, no acudiríamos a ellas o evitaríamos subirnos nosotros a las atracciones. Así lo viene advirtiendo cada año el Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia (ICOIIG) del que formo parte y que en el período estival pone en marcha una campaña para alertar a la sociedad de la necesidad del mantenimiento de barracas, puestos de calles o demás atracciones de fiestas. Igual que nunca dejaríamos a un hijo subirse a un autobús que no haya pasado una ITV o que sea manejado por un conductor sin el carné adecuado. Organizadores y concellos deben ser igual de precavidos con las atracciones o los espectáculos a los que acudimos. Tanto las atracciones y estructuras como los escenarios o los eventos en los que se aglomeran muchas personas son potencialmente tan peligrosos como un autobús en mal estado —aprendamos del caso Madrid Arena—.

El Colegio de Ingenieros Industriales de Galicia, pensando en la seguridad de todos, ha comenzado a colaborar con distintas instituciones para mejorar las condiciones de seguridad en las fiestas y espectáculos, ya que los ingenieros industriales, por nuestras atribuciones profesionales, tenemos la obligación de velar por la seguridad de los ciudadanos en muchos ámbitos que van desde el industrial o el energético hasta otros que puedan parecer menos conflictivos —y no lo son—, como son las fiestas. Hagámonos esa pregunta en este comienzo del verano: ¿son seguras las fiestas de nuestros pueblos?

Publicado
Categorías
Delegaciones
Etiquetas
Compartir